Londres | cultura
English: London

Cultura

Ocio y entretenimiento

Piccadilly Circus es la mayor plaza animada del centro de Londres.

Dentro de la ciudad de Westminster está el distrito del entretenimiento del West End, que tiene su centro en Leicester Square, el lugar en que se celebran los estrenos cinematográficos en Londres, y Piccadilly Circus, reconocible por sus anuncios luminosos gigantes.[241]

El Carnaval de Notting Hill atrae todos los años a más de un millón de personas.[242]

La Upper Street, una calle de una milla de longitud en el distrito de Islington que se extiende hacia el norte desde The Angel, es la calle con más bares y restaurantes del Reino Unido.[244]​ En Knightsbridge, al suroeste, está el primero de los famosos almacenes Harrods.

En Londres trabajan diseñadores célebres como Vivienne Westwood, John Galliano, Stella McCartney, Jimmy Choo o el español Manolo Blahnik, entre muchos otros, y la ciudad es considerada un centro internacional de la moda junto a París, Milán o Nueva York gracias a sus renombradas escuelas de arte y diseño. Los restaurantes londinenses ofrecen numerosas variedades gastronómicas fruto de la diversidad étnica de la población de la ciudad.[245]

Entre la variedad de eventos anuales caben destacar el multitudinario Desfile del Día de Año Nuevo, la exhibición de fuegos artificiales desde el London Eye, el multitudinario carnaval de Notting Hill que se celebra en las Bank holiday de agosto, la parada tradicional Lord Mayor's Show, en noviembre, la centenaria celebración del nombramiento del nuevo Lord Mayor of London, que incluye una procesión por las calles de la City, y la ceremonia Trooping the Colour en junio, un desfile militar formal realizado por regimientos de la Commonwealth y del ejército británico durante la celebración del cumpleaños oficial de la reina.[246]

Literatura, cine y televisión

Shakespeare's Globe, reconstrucción moderna del Teatro The Globe, ubicado en la orilla sur del Támesis

Londres es el escenario de muchas obras literarias. Los centros literarios de la ciudad han sido tradicionalmente Hampstead y, desde inicios del siglo XX, Bloomsbury. Algunos escritores estrechamente relacionados con la ciudad son el diarista Samuel Pepys, autor del interesante relato sobre el Gran Incendio de 1666, Charles Dickens, cuyo retrato literario de una neblinosa, nevada y mugrienta ciudad de calles repletas de barrenderos y carteristas ha calado hondo en la imagen que toda la gente tiene del Londres victoriano, y Virginia Woolf, recordada hoy como una de las principales figuras del modernismo literario anglosajón del siglo XX.[247]

Los peregrinos de Los cuentos de Canterbury de Geoffrey Chaucer, de finales del siglo XIV, parten hacia Canterbury desde Londres. William Shakespeare pasó una gran parte de su vida trabajando en Londres, su contemporáneo Ben Jonson también vivió en la ciudad y su comedia El Alquimista está ambientada en la capital inglesa.[247]​ Algunos escritores modernos muy influidos por la ciudad son Peter Ackroyd, autor de una «biografía» de Londres, e Iain Sinclair, escritor del género de la psicogeografía.

Londres también ha dejado huella en la industria del cine. En la ciudad se hallan los Estudios Ealing y en el Soho existe una importante comunidad que trabaja en los efectos especiales y la posproducción cinematográfica. La productora de cine Working Title Films tiene su sede en la capital.[248]​ Además, Londres ha sido escenario de películas como Oliver Twist (1948), Peter Pan (1953), El quinteto de la muerte (1955), 101 Dalmatians (1961), Mary Poppins (1964), Blow-Up (1966), The Long Good Friday (1980), Secretos y mentiras (1996), Notting Hill (1999), Match Point (2005), V for Vendetta (2005) y Sweeney Todd (2008). El mundo de la televisión también está muy presente con estudios como el BBC Television Centre, The Fountain Studios o The London Studios. Muchos programas de televisión se han filmado en Londres, caso de la telenovela EastEnders, emitida por la cadena BBC desde 1985.

Museos y galerías de arte

En Londres hay muchos museos, galerías y otras instituciones culturales, algunos de los cuales son grandes atracciones turísticas además de cumplir con un papel investigador. El primero fundado fue el Museo Británico, en Bloomsbury, en el año 1753. Este museo contuvo en un principio antigüedades, especímenes de historia natural y la biblioteca nacional, pero en la actualidad tiene unos fondos con siete millones de piezas de todo el mundo. En 1824 se fundó la National Gallery para albergar la colección nacional británica de pintura occidental, una institución que hoy ocupa un lugar preeminente en Trafalgar Square. En la segunda mitad del siglo XIX se creó Albertopolis, en South Kensington, un área salpicada de instituciones culturales y científicas, entre ellas tres grandes museos nacionales británicos: el Museo de Victoria y Alberto, el Museo de Historia Natural y el Museo de Ciencias. La galería nacional de arte británico se expone en la Tate Britain, creada en 1897 como anexo de la National Gallery. La Tate Gallery, como era conocida antes, también se convirtió en un importante museo de arte contemporáneo y en el año 2000 su colección fue trasladada a la Tate Modern, una nueva galería de arte situada en la reformada central de energía de Bankside.

Música

En el Royal Albert Hall se celebran todo tipo de eventos musicales.

Londres es una de las capitales mundiales de la música clásica y popular y sede de grandes sellos discográficos, como EMI, así como hogar de incontables grupos de música, músicos y profesionales de la industria. En la ciudad hay también varias orquestas y salas de conciertos, como el Barbican Centre (base de la Orquesta Sinfónica de Londres), Cadogan Hall (Orquesta Filarmónica Real) y el Royal Albert Hall (los Proms).[241]​ Por supuesto, en la ciudad existen numerosos conservatorios de música: la Royal Academy of Music, el Royal College of Music, la Guildhall School of Music and Drama y el Trinity Laban Conservatoire of Music and Dance.

Los Abbey Road Studios en el n.º 3 de la calle Abbey Road, Ciudad de Westminster, Londres.

En la ciudad hay gran cantidad de lugares para conciertos de música rock y pop, entre ellos grandes estadios como Earls Court, Wembley Arena y O2 Arena, y locales de tamaño mediano como Brixton Academy, Hammersmith Apollo y Shepherds Bush Empire.[249]

Londres también fue importante en el desarrollo de la música punk[253]​ En Londres también se han desarrollado géneros musicales como UK Garage, drum and bass, dubstep o grime a partir de otros estilos foráneos como el reggae o el hip hop.