Idioma polaco | fonología

Fonología

El polaco cuenta con seis vocales orales y dos nasales. Las vocales orales son: /i/ (escrito i), /ɨ/ (escrito y), /ɛ/ (escrito e), /a/ (escrito a), /ɔ/ (escrito o) y /u/ (escrito u o ó). Las vocales nasales son: /ɛ̃/ (escrito ę) y /ɔ̃/ (escrito ą).

El sistema polaco de consonantes es complejo: entre sus características más relevantes se incluyen las series de consonantes africadas y palatales resultantes de cuatro palatalizaciones protoeslávicas y dos palatización posteriores que tuvieron lugar en el polaco y el bielorruso. Dicho conjunto de consonantes, junto con su escritura más común, puede presentarse como a continuación:

Respecto a las africadas, estas se distinguen de secuencias de oclusiva y fricativa, por ejemplo, czy de trzy. Se presenta también la neutralización de los pares de consonantes sordas y sonoras en algunos ambientes, como en final de palabra por ensordecimiento y en determinadas secuencias consonánticas por asimilación. Las letras ź, dz, dź se pronuncian como ś, ts, ć al final de la palabra, respectivamente. Además el dígrafo rz y la letra ż se pronunciarán sz después de la t, la p y al final de palabra.

Acento

Por norma general, la gran mayoría de las palabras en polaco llevan el acento en la penúltima sílaba. Tan solo en palabras de origen extranjero, en ciertos tiempos verbales como las conjugaciones plurales del pasado y en el condicional, además de verbos en primera persona plural de tiempo pasado, deja de cumplirse esta regla.

Por ejemplo, en las palabras uniwersytet, muzyka, poszliśmy, zrobiliśmy, el acento recae sobre la antepenúltima sílaba en el lenguaje literario, mientras que en el lenguaje hablado, el acento recae en la penúltima sílaba.