Erotica

Erotica
Álbum de estudio de Madonna
Publicación20 de octubre de 1992
GrabaciónOctubre de 1991-agosto de 1992
(Nueva York: Mastermix Recording Studios; Soundworks)
Género(s)
Formato
Duración75:24
Discográfica
Productor(es)
  • Madonna
  • Shep Pettibone
  • André Betts
Cronología de Madonna
The Immaculate Collection
(1990)
Erotica
(1992)
Bedtime Stories
(1994)
Sencillos de Erotica
  1. «Erotica»
    Publicado: 29 de septiembre de 1992
  2. «Deeper and Deeper»
    Publicado: 17 de noviembre de 1992
  3. «Bad Girl»
    Publicado: 2 de febrero de 1993
  4. «Fever»
    Publicado: 28 de marzo de 1993
  5. «Rain»
    Publicado: 17 de julio de 1993
  6. «Bye Bye Baby»
    Publicado: 15 de noviembre de 1993

Erotica es el quinto álbum de estudio de la cantante estadounidense Madonna, publicado en Estados Unidos el 20 de octubre de 1992 por Maverick y Sire Records. El álbum se publicó simultáneamente con su primer libro Sex, un coffee table book que contiene fotografías explícitas de la cantante. Ambos marcaron el primer lanzamiento de Maverick, su propia compañía de entretenimiento multimedia, que consistía en una productora de cine y una discográfica. Erotica es un álbum conceptual sobre el sexo y el romance y Madonna presentó un alter ego llamado Mistress Dita, inspirado en la actriz alemana Dita Parlo. No obstante, otras canciones también adquieren un tono más confesional y personal, influenciado principalmente por la pérdida de dos amigos de la artista a causa del VIH/sida.

Para la producción Madonna colaboró con Shep Pettibone y André Betts, a la vez que trabajaba en otros proyectos como Sex y la película A League of Their Own. Cuando la cantante se encontraba en Chicago, Pettibone le envió una cinta con tres maquetas que le gustó, por lo que en octubre de 1991 comenzaron a grabar el álbum en el apartamento del productor, en Nueva York. En las sesiones ambos tuvieron problemas durante la secuencia y, como resultado, Pettibone trataba de acelerar el proceso tan rápido como fuese posible, ya que no quería que Madonna perdiera el interés en su música. Según él, las composiciones de la intérprete eran serias e intensas y su dirección creativa los guio hacia un territorio profundamente personal. Pettibone detalló la producción del álbum en un artículo titulado «Erotica Diaries», publicado por la revista Icon.

En términos generales, el material obtuvo reseñas favorables de los críticos y periodistas musicales, quienes lo consideraron como uno de los álbumes más arriesgados de Madonna y elogiaron sus comentarios con respecto a los tabúes y el sida. Desde el punto de vista comercial, tuvo menos éxito que sus producciones anteriores: en Estados Unidos debutó en el segundo lugar de la lista Billboard 200, por lo que fue su primer álbum de estudio que no llegó a la primera posición desde su disco debut de 1983. En el resto de los mercados musicales, lideró los conteos en Australia, Finlandia y Francia y estuvo entre las primeras cinco posiciones en Alemania, Bélgica, Canadá, España, Grecia, Japón, Irlanda, Nueva Zelanda, Reino Unido y Suiza. La Recording Industry Association of America (RIAA) lo certificó con dos discos de platino y ha vendido más de seis millones de copias en el mundo.

Para la promoción del disco se publicaron seis sencillos, de los cuales la canción homónima y «Deeper and Deeper» llegaron a las diez primeras posiciones en el ranking Billboard Hot 100 de Estados Unidos. En septiembre de 1993, Madonna se embarcó en The Girlie Show World Tour, su cuarta gira musical, que visitó ciudades en Europa, América, Asia y Australia. Con el lanzamiento del álbum y del libro Sex, sumado a la participación de Madonna en la película de suspenso erótico Body of Evidence, los críticos señalaron que había ido demasiado lejos y que su carrera había terminado. En reseñas retrospectivas, Erotica ha sido considerado como uno de sus álbumes más subestimados. Slant Magazine lo calificó como uno de los mejores discos de los años 1990 y el Salón de la Fama del Rock and Roll como uno de los más revolucionarios de todos los tiempos. Además, muchos críticos señalaron la influencia del álbum en los trabajos de otras artistas como Britney Spears, Christina Aguilera y Janet Jackson, entre muchas otras.

Antecedentes

Madonna abriendo la gira The Girlie Show World Tour con la interpretación de «Erotica», tema que da título al disco y uno de los primeros en crearse

Diez años después de haber firmado su primer contrato discográfico con Sire Records, en abril de 1992 Madonna fundó su propia compañía de entretenimiento multimedia llamada Maverick, que consistía en un sello discográfico (Maverick Records), una productora de cine ( Maverick Films) y divisiones asociadas a la publicación de música, radiodifusión, edición de libros y publicidad. El acuerdo fue una empresa conjunta con Time Warner, quien le pagó a Madonna un adelanto de 60 millones USD y le concedió un 20 % de regalías de sus negocios musicales, una de las tasas más altas de la industria, igualada en ese momento solo por Michael Jackson, cuya tasa de regalías fue establecida un año antes con Sony Music. Madonna mencionó que imaginó a la compañía como un «grupo de reflexión artística» y lo comparó con un cruce entre Bauhaus, el «innovador» instituto de artes alemán formado en Weimar en 1919, y The Factory, el estudio de artistas y asistentes de Andy Warhol con sede en Nueva York; al respecto, declaró: «Comenzó como un deseo por tener más control. Hay un grupo de escritores, fotógrafos, directores y editores que he conocido a lo largo de mi carrera que quiero llevar conmigo donde quiera que vaya. Quiero incorporarlos a mi pequeña fábrica de ideas. También me puse en contacto con una gran cantidad de talento joven que siento que tienen algo empresarial». Los dos primeros proyectos de la empresa fueron Erotica, su quinto álbum de estudio, y un coffee table book que incluye fotografías de desnudos de Madonna titulado Sex.[1]

Para el álbum, Madonna colaboró principalmente con Shep Pettibone, quien había trabajado anteriormente con la artista durante la década de 1980 produciendo remezclas para varios de sus sencillos. Posteriormente participó en la composición y producción de «Vogue», el primer sencillo de la banda sonora I'm Breathless, que encabezó la lista Billboard Hot 100 en 1990.[7]